fbpx

¿Cómo elegir las extensiones de cabello adecuadas para ti?

Muchas veces nos pasa que, si tenemos el cabello corto añoramos aquellos tiempos en que teníamos una larga melena, o si tenemos el cabello largo queremos un cambio de look y nos da por cortarnos el pelo para luego arrepentirnos. ¡Pero esto ya es un problema del pasado! Es cierto que no puedes estirar tu cabello mágicamente para que tenga el largo y volumen que deseas, pero con ayuda de las extensiones tener el look perfecto es súper sencillo y solo cuestión de saber cómo elegir las extensiones de cabello adecuadas.

Ya sea para agregar volumen a tu cabello maltratado, para lucir la larga melena que siempre soñaste, o para jugar con los colores de tu pelo, lo más importante antes de elegir unas extensiones es entender realmente que es lo que estás buscando.

Lo primero que debes saber es si quieres tener extensiones móviles o fijas y qué tipo de colocación de tus extensiones te es más cómodo.

Las extensiones móviles (de clips y de cortina) te las puedes poner y quitar fácilmente tú misma. Pero para extensiones fijas (de queratina, cosidas…) debes buscar ayuda de un estilista profesional que te guie y que te sabrá aconsejar.

Las extensiones de pelo pueden ser tanto sintéticas como naturales. Las de cabello natural son las más recomendables si queremos un look duradero. Las extensiones de pelo natural pueden ser tratadas como si fueran tu propio cabello, cortándolas y tiñéndolas a tu gusto, siempre tomando el cuidado necesario de estas.

En cuanto a la elección adecuada del color, esto va a depender de lo que busques. Si quieres que sean del mismo color de tu cabello debes hacer la comparación en una luz natural y comparar con el tono en tus puntas que suele ser más oscuro, pero no te preocupes porque no sea exactamente el mismo color, ya que una pequeña diferencia de tono se puede disimular y en muchos casos luce bastante bien.

Pero si no tienes la posibilidad de comparar el color en persona o no estás segura entre dos colores recuerda que siempre es más sencillo oscurecer que aclarar. Si sientes que la diferencia de color es muy visible con un ligero tinte resolverás este problema.

Pero también, puedes utilizar las extensiones para agregarle luz y colores a tu cabello, por lo que no dudes en jugar un poco con los colores al momento de elegir.

Luego de que hayas elegido la extensión perfecta recuerda ir con tu estilista cada 3 o 4 meses para tratarlas y mantenerlas. Lo más importante de todo es que estés feliz con elección y que te diviertas con tu cabello.

te podria interesar